Un recorrido por algunas de las iniciativas municipales
Plan de creación del Parque Fluvial, Fases I y II

Los fuengiroleños tenemos muchísimos motivos para sentirnos orgullosos de nuestra ciudad. Uno de ellos es el Parque Fluvial, el único de toda la provincia que cuenta con un canal navegable del que vecinos y visitantes pueden disfrutar plenamente gracias al servicio de alquiler de embarcaciones y de bicicletas así como al castillo hinchable dedicado a los más pequeños.

Esta actuación se compone de dos fases:

PRIMERA FASE
La primera fase de los trabajos ha supuesto una actuación sobre 520 metros río adentro con un presupuesto de 1,3 millones de euros cofinanciados por el Ayuntamiento a través del Plan Qualifica. Se realizó una importante obra hidráulica que regula el caudal del río y es la que permite que podamos recorrerla con piraguas, canoas y elementos similares.

Más espectacular aún es la actuación sobre las márgenes, donde se han creado zonas verdes con caminos para peatones, un carril bici y áreas deportivas que cuentan con aparatos biosaludables, pistas dobles de petanca, cancha de baloncesto y mesas de ping pong. Todo esto convierte al Parque Fluvial en un lugar perfecto para disfrutar de un agradable paseo y de actividades al aire libre cualquier día de la semana.

Llegar es, además, fácil y agradable. Una posibilidad es hacerlo desde el Paseo Marítimo utilizando los accesos situados junto al espectacular Puente de la Armada Española y el Castillo Sohail. Ya río adentro, pasada la autovía, existen otras dos entradas con rampas que garantizan la plena accesibilidad al espacio recreativo.

La apertura oficial de esta primera fase tuvo lugar en octubre de 2011

SEGUNDA FASE

La segunda fase del Parque Fluvial comenzaba los trabajos durante el verano de 2014. Se trata de una actuación sobre casi 75.000 metros cuadrados con una inversión de 1,18 millones de euros.

A diferencia de la primera fase, que cuenta con áreas de paseo y esparcimiento, el tratamiento es más ¿natural¿. Para ello se ha redistribuido la flora que la Agencia Andaluza del Agua ha permitido conservar (tan solo un 5% de los juncos que existían), con lo que se garantiza la permanencia de las aves que anidan en el río. Además, se ha creado una red de caminos y una de riego automático.

Una de las innovaciones más llamativas es la creación de un puente con una espectacular estructura en forma de cubos metálicos de colores. Su longitud es de 30 metros y une ambas orillas del río y, por tanto, las dos zonas del parque, garantizando su accesibilidad.
También se ha incorporado como zona verde el vial que discurre entre el Skate Plaza y el área de la primera fase del parque.

Otros elementos de esta segunda fase son: la creación de una rotonda en el entorno de calle San Miguel, un parque de plantas aromáticas situado parque canino e iluminación del área con luminarias led.

Desde su inauguración se ha convertido en un área de esparcimiento muy utilizada por los ciudadanos, especialmente los fines de semana.

English? Yes we can: Fuengirola Speaking Club

Hablar inglés es importantísimo, especialmente en un municipio como Fuengirola. Por una parte somos una ciudad multicultural y el conocimiento del idioma permite aumentar la comunicación. Por otro lado, estamos en una localidad que vive del turismo, por lo que el dominio del inglés es obligatorio en muchos puestos de trabajo.

Aunque sea una asignatura obligatoria, por distintas causas no todo el mundo consigue alcanzar un nivel aceptable de conversación. El Ayuntamiento, a través del Área de Juventud, echa una mano a todos los ciudadanos mayores de 14 años que quieran intentar mejorar en esta faceta con la creación del Fuengirola Speaking Club, un programa que lleva ya años en marcha.

La idea consiste en que los participantes se reúnen en un contexto distendido y no académico. Con la ayuda de voluntarios angloparlantes y nativos, y divididos en distintos grupos, llevan a cabo conversaciones y otras actividades a través de las cuales pueden practicar y elevar su nivel de inglés oral.

Así, cuando a los participantes les pregunten»do you speak English?» podrán responder con una sonrisa llena de confianza y muchas más palabras que un simple «yes».

Los colores del futuro

Los vecinos de Los Boliches disfrutan de una nueva Tenencia de Alcaldía con dependencias accesibles, un mercado moderno, un hogar del jubilado amplio y luminoso, una espectacular biblioteca, sala de exposiciones y aulas de formación. Alberga, además, las concejalías de Formación y Empleo.

La apertura de la nueva sede también supuso despedirse de la antigua sede de la Tenencia. Un adiós que no se dirigía al edificio en sí mismo, a pesar de que se difundieron rumores malintencionados sobre su presunta venta por parte del Ayuntamiento. Evidentemente, eran afirmaciones falsas. Ese adiós se dirigía a las estrecheces, a las barreras arquitectónicas y al resto de inconvenientes que presentaba la edificación. Tal y como se anunció desde el gobierno local, el inmueble mantuvo su uso público y finalmente se destinó a dos importantes áreas municipales con una gran actividad.

Una de ellas es la Concejalía para la Igualdad, que hasta ahora compartía espacio con Servicios Sociales y Tercera Edad en la sede de la calle Blanca Paloma. Con el cambio salen ganando los trabajadores y los usuarios de los tres departamentos, que cuentan con más y mejores espacios para dar y recibir las prestaciones que la administración local ofrece.

La otra área es Juventud, que ha pasado de un local que se había mejorado en lo posible pero que no daba más de sí y que también presentaba graves problemas de accesibilidad.
Todo esto ha quedado resuelto y mejorado con creces con las obras acometidas por el Ayuntamiento. Más que una remodelación de la antigua Tenencia, casi se ha creado un edificio nuevo con espacios amplios, mucha luz y un ascensor que elimina las anteriores trabas a la movilidad.

El resultado: un edificio que cuenta, entre otras instalaciones, con ocho salas de ensayos para grupos musicales, aula de informática, salas multiusos para talleres y otra específica para canto y teatro, cocina para clases prácticas, espacios para los departamentos de psicoterapia, asesoría jurídica y la sede del servicio de orientación sexual y áreas de atención para los servicios generales de Igualdad y Juventud.

La original decoración de los balcones da su nombre de «Colores» a la nueva etapa de este edificio donde mujeres, jóvenes y fuengiroleños en general, buscan y encuentran oportunidades de futuro.

Brillantes como el platino

El Ayuntamiento de Fuengirola realiza un importante esfuerzo para que la ciudad esté siempre en las mejores condiciones. Vivimos del turismo así que siempre tenemos que ofrecer el mejor aspecto posible.

Para ello se destina una importante partida presupuestaria de unos 5 millones de euros a recogida de basura y limpieza viaria. En este último apartado el trabajo es particularmente intenso: contamos con unos buenos medios técnicos y turnos de trabajo para que haya operarios en las calles las 24 horas del día.

Esta labor ha tenido tres importante reconocimientos públicos con la concesión a la ciudad de la Escoba de Plata como primer paso obligatorio para conseguir después la de Oro y finalmente la de Platino. Las tres se han obtenido a la primera, algo que pocas ciudades pueden contar.

Eso sí, por mucho que el Ayuntamiento limpie, la colaboración vecinal es imprescindible. Aunque un operario acabe de pasar con la escoba por una calle, si después llega un ciudadano y tira un papel o permite que su perro haga sus necesidades en la acera sin recogerlas después, la vía volverá a aparecer sucia. Por eso desde aquí pedimos a todos los fuengiroleños y a nuestros visitantes que colaboren y hagan un correcto uso de las papeleras, contenedores e islas ecológicas distribuidas por todos los municipios. Y también que animen a sus convecinos a hacer lo propio.

Como decíamos al principio, vivimos del turismo, así que esto va en nuestro propio interés.

Un sol de ciudad… en todos los sentidos

Cuando hablamos de medio ambiente todos nos mostramos muy de acuerdo en la necesidad de observar comportamientos responsables. Pero luego, en la práctica, no solemos actuar en consecuencia. En Fuengirola sí podemos presumir de realizar una importante aportación para mejorar nuestro entorno.

Desde el Ayuntamiento se contribuye desde distintos frentes. La creación de zonas verdes y espacios libres urbanos muy por encima del mínimo recomendado es un primer paso. De no contar más que con un viejo parque, cerrado a la ciudad, hemos pasado a contar con una amplia red de equipamientos de este tipo. Poco se puede hacer en los barrios consolidados desde hace décadas. Pero sí se mejora lo existente o se crean nuevas islas verdes con la plantación de árboles y la creación o mejora de jardines aprovechando las remodelaciones de calles que se acometen.

Fuengirola destaca aún más si cabe en temas de reciclaje, ahorro de agua y en el uso responsable de la energía. En el primer aspecto, las campañas de concienciación son constantes y la respuesta de los ciudadanos es muy buena. Año tras año encabezamos las estadísticas de la Mancomunidad de municipios en cuanto a recogida de papel y cartón, por ejemplo.

La ciudad ahorra agua de muchas formas al margen de la colaboración vecinal, que siempre es bienvenida. Nuestro municipio fue pionero al incorporar a su PGOU la obligatoriedad de incorporar sistemas de doble pulsador de cisternas en nuevas edificaciones y vuelve a innovar con la recogida de agua de lluvias. Esto además de la renovación de la red de agua potable que minimiza las fugas.

Respecto a la energía, las iniciativas puestas en marcha son innumerables. Desde hace años la ciudad cuenta con alumbrado público de bajo consumo y menor contaminación lumínica. El Consistorio cuenta con estudios para la reducción de su gasto energético. Las dependencias municipales incorporan sensores de movimiento que permiten que las bombillas estén encendidas el menor tiempo posible.

Y, por último, hay que mencionar una de las medidas estrella: el novedoso Huerto Solar sobre tejados de edificios municipales, el primero de Andalucía de sus características. Como Fuengirola no cuenta con espacio para otro tipo de instalaciones, el Ayuntamiento ha ¿alquilado¿ a través de una concesión las cubiertas de sus edificios para que una empresa instale en ellas sus placas fotovoltaicas y las explote. A cambio el Ayuntamiento ingresa un porcentaje de los beneficios y contribuye a preservar el medio ambiente. Una operación tan redonda como el sol que nos sirve como emblema.

Cuando el trabajo es dar trabajo

Contra el desempleo, formación. Contra el paro, actividad. Éstos son los lemas que podrían figurar en la puerta del Organismo Autónomo Local. Este departamento municipal desarrolla una labor muy importante para ayudar a los fuengiroleños a conseguir un puesto de trabajo.

La función del OAL siempre ha sido muy importante, incluso cuando la situación económica era buena. Ahora, con la crisis económica general, resulta más necesaria que nunca. Eso lo saben bien los miles de usuarios que acuden a su sede, situada en la Tenencia de Alcaldía de Los Boliches.

Allí reciben distintos tipos de apoyo. El primero es la formación. Está demostrado que las personas con menor cualificación profesional lo tienen mucho más difícil a la hora de encontrar trabajo. Por eso el OAL organiza constantemente escuelas taller, talleres de empleo y otras iniciativas que proporcionan conocimientos, experiencia y una titulación. Jóvenes sin estudios, mujeres, parados de larga duración, inmigrantes y desempleados mayores de 40 años son los principales usuarios de estos programas, que tienen un alto nivel de inserción laboral.

Otro servicio muy importante es el de la bolsa de empleo, en la que se pueden inscribir todos los vecinos empadronados que deseen trabajar. Los técnicos rastrean las ofertas, ven qué currículos se ajustan mejor a los puestos ofrecidos y ponen en contacto a esos ciudadanos con las empresas.

El OAL también presta orientación a quienes aspiran a trabajar por cuenta ajena y a quienes deciden generar su propio empleo creando un negocio. Los técnicos les informan sobre las subvenciones y ayudas existentes, sean municipales o no, y les asesoran sobre los pasos que deben dar para que su proyecto salga adelante. Por lo tanto, el trabajo del OAL es dar trabajo, en el mejor sentido de la palabra.

Un modelo de ciudad

 

La próxima vez que pasen unos días en otra ciudad, fíjense en el aspecto de sus calles. Si se mueven por distintas áreas, particularmente por distintos barrios, verán que en cada zona hay distintos tipos de acerado y de mobiliario urbano. Además, suele coincidir que en la zona centro se concentran unos acabados más lujosos mientras que en los barrios los materiales suelen tener menor calidad.

En Fuengirola ocurre todo lo contrario. Una de las normas que el equipo de gobierno observa en todas las remodelaciones consiste en aplicar una estética unificada. Conforme se renuevan las calles, se instalan solerías similares a las del resto del municipio. Y lo mismo ocurre con papeleras, bancos, farolas y el resto de elementos urbanos. Como el Ayuntamiento ha acometido muchas obras de mejora a lo largo de estos años, el resultado estético es particularmente llamativo y agradable. Muchos vecinos lo notan y es uno de los aspectos que más resaltan nuestros visitantes.

Pero detrás de los trabajos que acomete el Ayuntamiento hay otros aspectos que no se ven pero que se dejan notar cuando llega el momento. Hablamos de las infraestructuras soterradas. Antiguamente Fuengirola se anegaba «en cuanto caían cuatro gotas», utilizando una expresión coloquial. Eso se debía a que las aguas pluviales y fecales se evacuaban por una única tubería, que encima se había quedado pequeña para el aumento de población y que se saturaba rápidamente. Por ello las obras incluyen la instalación de redes separativas de mayor capacidad. Por eso hoy, salvo que se produzcan lluvias torrenciales, ya no se registran inundaciones, algo que en cambio sigue ocurriendo en municipios vecinos.

Fecha de última actualización de esta sección: viernes 21 de diciembre de 2018
Fecha de última actualización del portal: martes 12 de noviembre de 2019